lunes, 20 de febrero de 2017

Conclusión

...de tiempos, de nadas, de ayeres y miradas, del hoy consumado, de la nostalgia, de los ecos, del recuerdo, de la memoria, de las ausencias, del silencio, de lo inconcluso, de lo incompleto, de lo que fue, de lo que dejo de ser, de los suspiros, de los sollozos, de las lagrimas, de la conclusión, del final,  del adiós y del todo, en un segundo sentí el vació del día que pasa sobre mis ojos, por la noche llega el anhelo y se repite como imágenes del pasado que en la lejanía se quedan sin ruido,  sin acabar por completarse, de lo que ya no es, espacio de tiempo breve, intermitencia de la tristeza, humedad del alma, donde termina la despedida empieza la eternidad...


Hoy fue, absolutamente, el peor día de todos
Y no trates de convencerme de que
Hay algo bueno en cada día
Porque cuando miras con más atención,
Este mundo es un lugar muy cruel.
Incluso si
Algunas bondades brillan de vez en cuando
La satisfacción y felicidad no perduran.
Y no es verdad que
Está todo en la mente y corazón
Porque
La verdadera felicidad se puede obtener
Solo si lo que te rodea es bueno
No es verdad que el bien existe
Estoy seguro de que concuerdas con eso
La realidad
Crea
Mi actitud
Todo está más allá de mi control
Y en millones de años nunca me vas a escuchar decir que
Hoy fue un buen día.

Leer de abajo hacia arriba

viernes, 27 de enero de 2017

Sentencia

...en el entredicho de este tiempo, sin sustento y sin reliquias, sin recuerdos albergados, sin coloquio, ni resumen, en esta bruma distanciada, en esta noche atolondrada, en este espacio consumado, en esta zona de desastre que es mi alma aletargada, sin cariño ni reproche, sin orgullo y sin oprobio, sin lagrima, ni resolló, sin ti y sin mi de testigos, arrojo esta frase al mar de los olvidos, "la vida seguirá su camino sin nosotros porque no entendió que nosotros no eramos destino".                                                                    

“Ojalá coincidamos en otras vidas, ya no tan tercos, ya no tan jóvenes, ya no tan ciegos ni testarudos, ya sin razones sino pasiones, ya sin orgullo ni pretensiones”.

Charles Bukowski
Related Posts with Thumbnails